Cuando emigran los albatros...

lunes, 17 de mayo de 2010
       Lástima que en esta ocasión no emigren, sino que mueran. Hablamos de los Cines Albatros de Valencia, que tras 25 años deleitando a la ciudad con buen cine independiente, cierra sus puertas hoy mismo. La vorágine del 3D, de las grandes salas de cine, ha hecho que una de las salas más emblemáticas y con más historia de Valencia se despida, dejando toda la responsabilidad en manos de su hermano pequeño, los Babel, último reducto del cine de autor en esta ciudad que, una vez más, demuestra el poco interés que tiene en preservar la cultura.  




       
      Los Cines Albatros ponen fin a un cuarto de siglo de buen cine, generalmente europeo y siempre, en versión original. Su gerente, al igual que de los Cines Babel, Antonio Such, afirma que las grandes salas cine integradas dentro de centros comerciales y el auge de la tecnología 3D, combinada con la crisis económica actual, han acelerado un proceso que se veía inevitable. Such afirma que no ha habido más remedio, ya que el resto de socios que poseían las cuatro salas de las que constaba este cine, se veían obligados a sacar dinero de otros sitios para poder mantenerlo. Atrás queda su primera cartelera, en la que los que ya habían nacido, pudieron disfrutar de "La Vaquilla" de Berlanga o "La rosa púrpura del Cairo" de Woody Allen.  

      Incluso las redes sociales se han unido en este acontecimiento, y desde hace varios días se pueden ver grupos en Facebook con el nombre "El final de los Albatros. Por una muerte digna" o "100 000 miembros para que no cierren los albatros". Lástima que este número apenas haya alcanzado los 8 000. Afortunadamente  aún podremos disfrutar durante largo tiempo (toquemos madera) de los Cines Babel, similares a los Albatros pero con una posición más céntrica, lo que ha facilitado su mayor éxito comercial.

        Es una pena perder guardianes de la cultura como estos. En mi humilde opinión, me resulta vergonzoso que se apoyen otras cosas en esta ciudad y se deje de lado a eventos culturales o salas de cine que solo intentan preservar esa cultura que poco a poco, se marcha de esta ciudad.

       Situados en la plaza de Fray Luis Colomer, Albatros cierra hoy con "Honeymoons", "Fish Tank", "La Nana", "Cinco minutos de gloria", "El Concierto", "Un autre homme" y "Ciudad de vida y muerte", filme de origen chino y del cual os ofreceremos una pequeña reseña próximamente.

         Esperemos que el cierre de esta sala, haga reflexionar a los que realmente pueden cambiar este tipo de acontecimientos desafortunados, que al mismo tiempo, tendrían que ser más que evitables.

4 comentarios:

Pelicano dijo...

Sé que alguno querrá matarme por lo que voy a decir, pero los propios cines Albatros tienen bastante parte de la culpa de su suerte. Los precios eran demasiado altos para el estado de la sala, incluso pese a la "exclusividad" de lo que se proyectaba. No hay que olvidar que la mayoría de lo que ponían no eran estrenos, y supongo que las cintas les costaban bastante menos.

Ah! y una cosa es apoyar el cine independiente y de autor, y otra no tener una mísera máquina de palomitas. Al final una gran parte de las recaudaciones de estos negocios vienen de las familias que van al cine (grupos grandes), y si un niño te pide palomitas, pues se las das, que no pasa nada, no estás arrodillándote ante Hollywood...

Ricardo dijo...

Nada más lejos de la realidad Pelícano. Nadie va a matarte. Es más, aun siendo quien ha escrito el artículo, no podría estar más de acuerdo contigo.

Rous dijo...

vaya¡ pues no estaba al tanto, pero aun asi me da bastante pena la verdad...

Anónimo dijo...

siii? no lo sabía!

Publicar un comentario

Cabeceras de Aficcionad@s


Created with flickr slideshow.